PREGUNTAS FRECUENTES

¿Tienes alguna duda? Aquí encontrarás todo lo que necesitas saber sobre Dalima.

Preguntas frecuentes

Lo imprescindible

Compra de la vivienda

Disfrutando como copropietario

Mantenimiento y Costes

Venta de tu participación

Lo imprescindible

Dalima es una nueva forma de ser propietario de tu segunda residencia por una fracción del precio y sin ninguna de las complicaciones. Transformamos la compra, propiedad y venta de participaciones de una segunda residencia en una experiencia sencilla y equitativa, gracias a nuestra tecnología y un impecable servicio en cada paso de la experiencia de copropiedad.

Una vez que un miembro se convierte en copropietario de una de nuestras propiedades, pueden reservar sus estancias a través de nuestra app y disfrutar de sus vacaciones sin preocuparse de nada ya que nuestro equipo se encarga de cada detalle: trabajo previo a la compraventa, equipos de mantenimiento y limpieza, reparaciones, servicios concierge y en general cualquier aspecto relacionado con la gestión de la vivienda. Se trata de ser dueño de una segunda residencia, simplificando la experiencia.

Permitimos que varias presonas sean propietarios de una segunda residencia a tavés de nuestro modelo de copropiedad, posibilitándoles disfrutar de los beneficios de ser dueño de una casa sin las complicaciones que normalmente lo acompañan. Seleccionamos propiedas únicas en el Mediterráneo con los atributos necesarios, agregamos hasta un máximo de 8 copropietarios, constituimos la Sociedad Limitada y nos encargamos de la documentación legal. Una vez que la comopraventa es ejecutada, gestionamos la vivienda y cualquier servicio adicional requerido por los copropietarios durante su estancia, asegurándonos de que no tiene que preocuparse de nada más allá de disfrutar de su casa con los suyos.

En absoluto. Hay tres razones que diferencian Dalima de una multipropiedad.

En primer lugar, en una multipropiedad ostentas el derecho de uso de una vivienda durante un cierto tiempo del año. Por el contrario, con Dalima eres propietario de pleno derecho de una participación de la vivienda - eres el dueño real de la casa. Esto significa que con Dalima te beneficias de la subida de valor del activo inmobiliario.

En segundo lugar, cuando quieres vender una multipropiedad te ves abocado a revenderla al operador al que la compraste en su día, a un precio normalmente predefinido en el momento de la compra original. Con Dalima, puedes vender tu participación cuando quieras y al precio que quieras, tanto a través de nuestro marketplace, donde te conectamos con cientos de inmobiliarios que comercializarán tu participación, como directamente a un potencial comprador fuera de Dalima. Tu decides en todo momento precio y comprador.

Por último, la multipropiedad normalmente está asociada a habitaciones de hotel o condominios en resorts, mientras que las viviendas en Dalima son casas únicas seleccionadas por nuestro equipo en base a una serie de atributos, tanto de ubicación, como de diseño y precio, que las convierten en activos inmobiliarios con un potencial de apreciación.

Es muy sencillo. Nuestro modelo de copropiedad permite que varios miembros sean propietarios de una segunda residencia. Este modelo se ha utilizado tradicionalmente por familias o grupos de amigos, con las complicaciones que ello conlleva - en Dalima reinventamos esta experiencia de copropiedad seleccionando las viviendas adecuadas, constituyendo una Sociedad Limitada, encargándonos del trabajo previo a la compraventa -documentación legal, presupuesto de la reforma, etc-, gestionando la vivienda una vez comprada -mantenimientos, reparaciones, limpiezas, etc- y proveyendo de un servicio de soporte 24/7 a cada copropietario.

Simplifcando la experiencia, permitimos a los copropietarios enfocarse en disfrutar de su vivienda sin las complicaciones que normalmente conyeva ser dueño de una segunda residencia.

Cada casa está dividida en ocho participaciones, y cada copropietario puede comprar entre una y cuatro participaciones. Cada participación otorga el derecho de disfrutar de la casa durante 45 días al año, por lo que si un copropietario decide comprar dos participaciones, podrá disfrutar de la vivienda durante aproximádamente tres meses al año.

Como parte de nuestros principios, facilitamos total transparencia en cada uno de los costes y en cómo conseguimos operar Dalima. Contamos con cuatro comisiones:

  1. Comisión de Servicio: 6% sobre el valor de la participación cuando los copropietarios adquiren la vivienda. Esto incluye la seleccion de las viviendas, la unión de copropietarios, la constitución de la sociedad y su documentación legal, el presupuesto y ejecución de la reforma y la gestión de la compraventa.
  2. Comisión de Mantenimiento: tarifa mensual para cubrir los costes asociados a la gestión de la vivenda. Esta tarifa va de 29€ a 99€ dependiendo de la vivienda y su ubicación, y es definido antes de la compraventa.
  3. Comisión de alquiler: 10% del precio del alquiler cada vez que un copropietario desea que Dalima alquile parte de su tiempo en la vivienda.
  4. Comisión de servicios adicionales: 10% del precio de los servicios adicionales cada vez que un copropietario desea que Dalima le provea de un servicio adicional disponible en nuestro portfolio.

Nuestro portfolio combina viviendas compradas por Dalima y disponibles en nuestro marketplace, así como viviendas seleccionadas por nuestro equipo y disponibles para su compra pero todavía no bajo la propiedad de Dalima, y por tanto disponibles en el mercado inmobiliario. En este último caso, compramos la casa una vez que varios copropietarios han confirmado su interés en esa vivienda en particular.

Compra de la vivienda

Tras revisar nuestro portfolio, eliges la casa que te gustaría comprar. A partir de ahí, agendas una llamada con nuestro equipo para entender más sobre Dalima y cómo funciona nuestro modelo de copropiedad. Si deseas visitar la vivienda, nuestro equipo te ayudará a coordinar la visita.

Una vez que estés listo para avanzar al siguiente paso del proceso de compraventa, deberás realizar un depósito de 6.000€ totalmente reembolsable para confirmar tu interés y poder así recibir la documentación legal que te aconsejamos revisar con tu abogado. Dicha documentación legal articula la relación entre los copropietarios y Dalima, fijando las reglas del proceso de compraventa, del uso de la vivienda, y las responsabilidades de Dalima como gestor de la misma.

Una vez revisada la documentación legal, y en caso de que desees confirmar tu participación, te solicitaremos confirmar tu interés abonando el importe establecido para la compraventa. Por nuestra parte, cerraremos la compraventa con el resto de copropietarios, te haremos entrega de tu certificado de copropiedad, así como del resto de la documentación legal de constitución de la Sociedad Limitada, y nuestro equipo te asistirá para organizar tus primeras estancias en la casa a través de nuestro sistema de calendarios."

Cada copropietario puede comprar un máximo de cuatro participaciones, lo que representa el 50% de la vivienda. Cada participación da derecho a disfrutar 45 días al año, así que comprando el máximo de cuatro participaciones, obtienes el derecho a disfrutar de la vivienda aproximadamente seis meses al año. Cada copropietario puede adquirir, una, dos, tres o cuatro participaciones, disfrutando más tiempo de la casa y potencialmente beneficiándose en mayor medida de la revalorización de la vivienda cuando venda sus participaciones.

Costes de la compraventa (ej: Notario), costes de la reforma y la Comisión de Servicio de Dalima. Todos ellos están claramente desglosados en el perfil de cada vivienda en nuestra web. A cada copropietario se le facilitan las facturas de cada uno de los gastos. Dalima no aplica ningún tipo de comisión sobre dichos gastos. "

Dalima podrá, dependiendo de cada caso particular, asistir a los copropietarios para obtener una financiación de hasta el 50% del precio de la participación. El equipo financiero revisará la solicitud y resolverá en un plazo de 20 días.

Absolutamente. Puedes adquirir tu participación directamente en tu nombre o a través de una sociedad.

Por supuesto! Comprar una vivienda es una decisión importante, y queremos que estés totalmente convencido antes de dar el paso. Nuestro equipo te ayudará a organizar una visita para que tengas la oportunidad de realizar una inspección completa de la vivienda antes de confirmar tu interés. También estaremos encantados de organizar una visita virtual en caso de que fuera más cómodo para ti.

¡Solo si quieres! La compraventa puede realizarse digitalmente así que no es necesario que viajes a la ubicación dónde está la casa. Pero en caso de que prefieras estar presente durante la compraventa en el notario, por supuesto estaremos encantados de ayudarte a organizar los detalles.

Este es un aspecto crucial de nuestros procesos internos. Validamos la identidad de cada copropietario, verificamos su rating crediticio y recabamos la información necesario para analizar su solvencia financiera. Esto nos ayuda a seleccionar los candidatos adecuados para convertirse en copropietarios de una de nuestras viviendas, en un intento de asegurar que todos los copropietarios harán un uso responsable de la casa una vez adquirida.

¡Eso es fácil! Danos los detalles sobre la vivienda y nuestro equipo explorará la posibilidad de incluirla en nuestra plataforma. Colaboramos con cientos de agencias inmobiliarias, y gracias a nuestro innovador modelo de copropiedad, ahora pueden vender más y más rápido. Cerraremos un acuerdo de colaboración con el dueño o agencia inmobiliaria que esté gestionando la vivienda que te interesa, para permitir que la compra se realice a través de Dalima y su modelo de copropiedad.

Tú. La parcela, la casa, los muebles, y absolutamente todo lo que forma parte de la vivienda es propiedad de los copropietarios. Decoraciones, pequeños electrodomésticos, dispositivos electrónicos, sábanas, toallas y suministros. Absolutamente todo.

Si. En ese caso, formaréis un Grupo y nombraréis un Representante para simplificar la gestión de vuestra participación. Este grupo puede estar formado por tantos miembros como desees.

Si bien nosotros proveemos de asistencia legal en cada paso del proceso, y nuestra documentación legal ha sido redactada para ser clara y transparente, recomendamos que te asesores con un abogado para revisar la documentación y garantizar que entiendas cada detalle del modelo de copropiedad, los derechos que te otorga tu participación, y el rol de Dalima como gestor de la vivienda.

Disfrutando como copropietario

Cada participación te permite disfrutar de la casa 44 días al año. Nuestro sistema de calendarios te permite reservar fácilmente tus estancias con antelación y de forma equitativa entre todos los copropietarios. Definimos lo que se considera temporada alta, media y baja, y distribuimos los días disponibles para permitir a cada copropietarios disfrutar de la vivienda durante todo el año.

Puedes reservar todas las estancias que desees, teniendo en cuenta que cuentas con 44 días al año por cada participación.

Esto significa que puedas reservar varias semanas consecutivas o distribuir tus días en múltiples fines de semana. Nuestro sistema de calendarios te permite reservar con total flexibilidad, garantizando que cada propietario disfruta de la vivienda como desee.

Para recibid más información sobre el funcionamiento de nuestro sistema de calendarios, ponte en contacto con nosotros y nuestro equipo estará encantado de explicártelo en detalle y resolver cualquier duda que pueda surgirte.

Para asegurar que la vivienda se mantiene en perfectas condiciones durante todo el año, reservamos 13 dias para realizar labores de mantenimiento y reparaciones.

Si cualquiera de esos 13 días resulta no ser necesario para dichas labores, procederemos a alquilar los días sobrantes y el importe de dicho alquiler irá destinado a cubrir los gastos operativos de los copropietarios de forma equitativa.

En realidad no existe una duración máxima por estancia. Dependerá esencialmente de cómo reserven sus días el resto de copropietarios, pero no existe un límite de días por estancia por lo que puedes reservar tantos días como desees para una misma estancia.

En cualquier caso, aseguramos que cada copropietario puede disfrutar de la vivienda en temporada alta, media y baja. Por ello, normalmente las estancias durante temporada alta no superan los 10 días, pero durante temporada baja pueden llegar a ser de más de un mes. En cualquier caso, esto dependerá eventualmente de cómo reserven sus días el resto de copropietarios.

Ningún copropietario puede reservar las fechas de Nochebuena y Nochevieja el mismo año. Más allá de esta limitación, cada copropietario puede reservar los días que desee en la vivienda durante las vacaciones. Nuestro sistema de calendarios garantiza una correcta distribución de los días de vacaciones entre los copropietarios, considerando factores como vacaciones escolares y festivos específicos en la región.

La reserva de calendarios se abre cada noviembre para reservar estancias a partir del 1 de febrero del año siguiente.

El primer año, distribuimos los días que haya entre la compra y el final del año de forma equitativa entre los copropietarios. Por tanto, si la compra fue hecha en julio, cada copropietario podrá reservar sus días correspondientes de julio a enero del año siguiente.

Lamentablemente, a veces nuestros planes no salen como estaba previsto. En caso de que no puedas acudir a la vivienda en una estancia ya reservada, cuentas con varias opciones:

  1. Regala la estancia a familiares o amigos
  2. Alquila tus días - dinos qué días deseas alquilar y nos haremos cargo del resto. Podrás utilizar el importe del alquiler para disfrutar de nuestros servicios y experiencias, cómo chef privado, masajista, niñera, alquiler de barco o reservas en restaurantes. El alquiler efectivo de tus días dependerá en última instancia del tiempo de antelación con el que nos notifiques.
  3. Intercambia tus días - preferirías visitar los Pirineos en lugar de Ibiza este año? Háznoslo saber a través de nuestra app y trataremos de encontrar la casa perfecta.

    Dalima gesitona el personal y los servicios básicos requeridos para la vivienda durante todo el año, como parte de nuestra comisión de mantenimiento. Por lo que ya están cubiertos la limpieza, jardinería, mantenimientos, etc.

    ¿Estás buscando descubrir los sabores del Mediterráneo disfrutando de un menú degustación con uno de nuestros chefs privados? Dalo por hecho. Nuestros equipos de destino y soporte estarán disponibles 24/7 para asistirte en todo momento. Acumulamos más de 20 años de experiencia proveyendo de servicios concierge, por lo que este es una de las grandes ventajas de la copropiedad con Dalima.

    Cada copropietario cuenta con un espacio dedicado en la vivienda para almacenar sus objetos personales, para que no tengas que cargar con ellos cada vez que visites la casa.

    Mantenimiento y Costes

    Ser dueño de una vivienda conlleva ciertos costes durante el año: seguro de hogar, impuestos, limpieza, mantenimientos preventivos y reparaciones son algunos de los más importantes. Desde Dalima te proveemos de una estimación de costes al inicio de cada año para permitirte planificar con tiempo. No aplicamos ningún tipo de comisión ni incremento a las facturas y pagos de estos costes operativos; solo abonarás el coste exacto de estas partidas.

    Adicionalmente, realizamos un estudio de mercado exhaustivo en cada uno de nuestros destinos para cerrar acuerdos de colaboración con proveedores de confianza, y negociamos tarifas competitivas para minimizar todo lo posible cada uno de estos costes.

    Los gastos operativos son divididos equitativamente entre los copropietarios, y te facilitamos la posibilidad de cubrir estos costes alquilando parte de tus días de forma sencilla a través de nuestra app. "

    Una vez que te conviertas en copropietario, tendrás la oportunidad de agendar tus estancias, gestionar tus pagos y reservar servicios adicionales a través de la app, siendo atendido por nuestros equipos de soporte y destino en todo momento. Esto implica costes de personal y tecnología para operar de forma eficiente y garantizar una experiencia fluida.

    Nuestra comisión de mantenimiento cubre dichos costes, los cuáles tratamos de minimizar constantemente a través de la optimización de nuestra tecnología y la eficiencia de nuestros procesos operativos.

    Nuestra comisión de mantenimiento es nuestra única vía de ingresos en lo que respecta a la gestión del día a día de la vivienda.

    Cada gasto operativo es trasladado al copropietario en el importe exacto que ha sido abonado al proveedor. Ni incrementamos, ni comisionamos ninguno de los costes operativos. Nunca.

    Este apartado es crítico para nosotros, y trabajamos constantemente para optimizar cada gasto operativo, negociando con cada proveedor para minimizar el impacto en el presupuesto anual. Adicionalmente, proveemos transparencia total en cada pago y factura, disponibles en todo momento a través de nuestra app.

    El fondo de reserva se forma a través de las aportaciones periódicas de los copropietarios, aceptadas previamente por cada copropietario en el presupuesto anual. Este fondo se destina a cubrir gastos extraordinarios como reparaciones, restituciones de muebles y obras de mejora.

    Mantener un cierto presupuesto disponible a lo largo del año nos permite realizar dichos gastos extraordinarios sin necesidad de requerirte pagos adicionales durante el año.

    Dalima se encarga personalmente del cuidado de cada vivienda que forma parte del portfolio.

    En primer lugar, nos encargamos de cada aspecto legal y financiero del modelo de copropiedad. Esto incluye la gestión de suministros, seguros y impuestos sobre la propiedad, la creación y mantenimiento de la sociedad jurídica que agrega a los copropietarios de cada vivienda así como de su contabilidad y demás obligaciones jurídicas, y la representación de los copropietarios cuando sea requerida por terceros, incluyendo autoridades municipales.

    En segundo lugar, contamos con un equipo de destino que se encarga del cuidado integral de la vivienda, asegurando que cada casa se encuentra en perfectas condiciones durante todo el año. También cerramos acuerdos de colaboración con proveedores de confianza para realizar las tareas de mantenimiento y reparaciones necesarias, siempre bajo la supervisión de nuestro equipo de destino para garantizar la correcta ejecución de dichas tareas.

    Como administrador de la sociedad jurídica, Dalima actúa como parte neutra contra terceros en nombre y representación del grupo de copropietarios. Buscamos simplificar la gestión de la vivienda, por lo que decisiones menores como pequeñas reparaciones o mantenimientos rutinarios son tomadas por Dalima para facilitar tu día a día y minimizar en la medida de lo posible todas aquellas interacciones no relevantes.

    Pero todas aquellas decisiones importantes, como reparaciones de una cierta relevancia u obras de mejora, están sujetas al voto de los copropietarios para su aprobación y ejecución. La idea es simplificar el modelo de copropiedad, y al mismo tiempo permitir a los copropietarios decidir sobre aquellas materias que sí son relevantes.

    Por supuesto. Nuestro objetivo es transformar la copropiedad en una experiencia sencilla y cómoda. Si los copropietarios votan para cesar a Dalima como administrador, sencillamente nos haremos au n lado para permitir a los copropietarios gestionar la propiedad por sí mismos. Aunque lo cierto es que nunca hemos vivido esta situación y confiamos en que nunca llegue a ocurrir :)

    Nunca. Cada copropietario es responsable de cualquier gasto en el que haya incurrido durante su estancia. Ningún copropietario puede ser penalizado por los actos de otro copropietario.

    Nunca trasladaremos gastos de un copropietario al resto de copropietarios. Como administradores de la propiedad en términos legales y físicos, nuestro compromiso es proteger a todos los copropietarios de cualquier eventual daño económico producido por los actos de otro copropietario.

    Por tanto, nos encargaremos de cualquier reparación necesaria y gestionaremos directamente con el copropietario deudor la restitución de dicho coste. En caso de que dicho copropietario no satisfaga las cantidades debidas, daremos inicio al procedimiento de impago, el cual en última instancia termina con la subrogación de Dalima en la posición del copropietario deudor, para posteriormente revender dicha participación a un nuevo copropietario.

    Uno de nuestros principales compromisos es proteger a cada copropietario de los impagos del resto de copropietarios.

    En caso de que un copropietario no cumpla con alguna de sus obligaciones de pago, Dalima se hará cargo de cubrir dicho impago y buscar su restitución directamente con el copropietario en situación de impago. En última instancia, si el copropietario no restituye a Dalima en las cantidades debidas, Dalima podría tomar posesión de su participación y eventualmente proceder a su venta.

    Esta categoría se refiere al coste de la mano de obra y los materiales necesarios para mantener la propiedad según los estándares de calidad esperados en una vivienda vacacional de lujo. Por ejemplo, las labores de jardinería o el mantenimiento de la piscina son ambas labores de mantenimiento ordinario incluidas en esta categoría.

    Cada vivienda cuenta con un Home Manager designado para asegurar una correcta gestión de la vivienda y una experiencia como copropietario acorde a nuestros estándares.

    En caso de necesitar informarnos sobre falta de mantenimiento o desperfectos que requieren reparación, puedes ponerte en contacto con tu Home Manager para que tome las medidas oportunas. En caso de tratarse de una emergencia, nuestro equipo de soporte 24/7 estará encantado de atenderte y dar solución al problema lo antes posible.

    Dalima se encarga de la apertura, mantenimiento y operativa de una o más cuentas bancarias vinculadas a tu vivienda y cualquier fondo proveniente de la gestión de la propiedad se guarda en dichas cuentas bancarias. Dichas cuentas están vinculadas exclusivamente a tu vivienda, sin combinar fondos de otras viviendas o sociedades, y Dalima es el único signatario de dichas cuentas.

    "Por supuesto! Cada año, Dalima diseña un presupuesto anual, accesible a través de nuestra app. El presupuesto anual incluye un desglose detallada de todos los costes relacionados con la propiedad (ej: impuestos), así como un estimado de los costes que se producirán durante el año.

    Cualquier diferencia entre el presupuesto y los costes reales se cuadrará al finalizar el año .En caso de que los costes fueran menores, la diferencia se destinará al presupuesto del siguiente año. Y en caso de que los costes fueran mayores, se requerirá un pago extraordinario para cubrir tal diferencia, dividida de forma equitativa entre todos los copropietarios. "

    Como parte de nuestros principios, tenemos un compromiso de total transparencia en cada paso de tu experiencia como copropietario. Por esa razón, subimos diariamente a nuestra app cada uno de los pagos y facturas relacionados con tu vivienda para que puedas revisarlos en cualquier momento.

    Anualmente, recibirás un estado de cuenta de la Sociedad de la que eres propietario, incluyendo el balance de situación, la cuenta de pérdidas y ganancias, el estado de flujos de caja y la memoria contable.

    Por supuesto. Todas nuestras casas están completamente aseguradas para evitar sorpresas desagradables. Para Dalima, un seguro de hogar con amplias coberturas es un elemento imprescindible de la experiencia de copropiedad, para que cada copropietario pueda estar tranquila sabiendo que la vivienda está completamente cubierta frente a catástrofes naturales o daños de otros copropietarios.

    Venta de tu participación

    Nada dura para siempre. En el momento que desees vender tu participación, nuestro equipo de ventas te ayudará en cada etapa del proceso: comercializando tu participación a través de nuestro marketplace, encontrando a un nuevo propietario y asistiéndote con la documentación legal y los procesos administrativos correspondientes.

    Siempre que el comprador apruebe nuestro proceso de verificación, obligatorio para todos los copropietarios, puedes vender tu participación a cualquier comprador. Nuestro equipo revisará el perfil del comprador en términos de antecedentes penales y solvencia, para garantizar una experiencia de copropiedad fluida al resto de copropietarios.

    En el mercado inmobiliario, la duración del proceso de venta de una vivienda varía considerablemente dependiendo de la vivienda en concreto.

    Todas las viviendas que forman parte del portfolio de Dalima han sido seleccionadas una a una en base a sus cualidades y atractivo en la región, por lo que el tiempo medio de venta de cualquier de nuestras casas es menor que el de la media del mercado. Además, nuestro modelo de copropiedad permite a nuestros colaboradores inmobilarios vender más, más rápido y con mayor facilidad, lo que permite agilizar aún más el proceso de venta.

    En conclusión, puedes esperar vender tu participación en un periodo razonable de tiempo gracias a nuestro marketplace, a nuestro equipo de ventas y a la liquidez de nuestras propiedades.

    Solo tú. Tienes total libertad para vender tu participación al precio que estimes oportuno. Por nuestra parte, te facilitaremos informes detallados de los precios de mercado en la región, y podremos recomendarte un precio razonable dentro de mercado en el momento de venta. Pero la decisión final es únicamente tuya.

    Los costes de venta de una propiedad inmobiliaria aplican del mismo modo a la venta de tu participación. Esto implica que probablemente abones una comisión de venta a la agencia inmobiliaria que te asista durante el proceso de venta, así como gastos de Notario e impuestos. Si deseas que Dalima te asista durante el proceso de venta, nuestra comisión es del 3% sobre el precio de venta.

    Lo mismo que con cualquier otro activo. La participación será transmitida según lo estipulado en el testamento del copropietario o, en su ausencia, a sus herederos naturales. Los herederos formarán un grupo de copropiedad y disfrutarán del uso compartido de su participación.

    Dalima actúa como garante del préstamo, por lo que nos haremos cargo del impago del copropietario y buscaremos la restitución de dicha deuda frente al copropietario deudor a través de nuestro procedimiento de impago. Este es uno de nuestros compromisos imprescindibles para asegurar una experiencia de copropiedad fluida, asegurando que la Sociedad se encuentra siempre al corriente de todas sus obligaciones.

    dalima

    ...

    ShareNextPreviousPlayDeleteViewDownloadUploadRotate LeftRotate RightZoom OutZoom InCheckedNot CheckedWhatsappPhoneEmailDownDowntownAirportBeachFinancingEasy RentalFully ManagedShared CostsReal OwnershipFair SchedulingBillsUpgradeScheduleSupport 24/7